Conectemos en...

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Sígueme en Instagram Suscríbete a mi canal de Youtube Sígueme en Pinterest Síguenos en Google+

miércoles, 18 de abril de 2012

UN PARTY DE MADRUGADA


Mi bebo despertó a las 2:45 de la mañana porque quería ver Mickey Mouse.  Su padre lo fue a buscar. Raras veces esto ocurre así que le dejamos un huequito en la cama con papá y mamá. 

Comenzó a hablar como un lorito. Al notar que lo estamos ignorando, el chico empezó a lanzarse sobre mí y a darme besitos.  Dos de esos besitos cayeron en un ojo. La ternura más brutal que jamás haya sentido.

De pronto me dice: ¡Mamá bibi!  En ese momento supe que tenía que llevármelo porque no nos dejaría dormir.

Nos fuimos para la sala y jugamos de todo. Luego me llevó al cuarto y nos metimos en su casita. Allí jugamos con burbujas, con unas bombas (que tuve que llenar con el poco oxígeno que tenía a esa hora), pintamos un ratito, bailamos al ritmo del Sapo y practicamos las vocales.

En fin, tuvimos un “party” un miércoles y de madrugada.  A las 5 de la mañana fuimos a despertar a papá. Al abrir la puerta gritó: ¡Buenos días, papá!  Las baterías le duraron hasta que nos montamos en el carro para llevarlo al cuido.

Las baterías de mamá estaban agotadas desde el principio pero luego del “party” se recargaron. 




2 comentarios:

  1. Wow! Que valiente eres. Mis fuerzas no dan para tanto. Me imagino que sa la pasaron muy bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pasamos super! Aunque estuve todo el dia Zzzz! Jeje

      Saludos,
      Lez

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...