Conectemos en...

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Sígueme en Instagram Suscríbete a mi canal de Youtube Sígueme en Pinterest Síguenos en Google+

domingo, 19 de febrero de 2012

A VECES LO SIMPLE HACE LA DIFERENCIA


En un abrir y cerrar de ojos todo cambia. Estás en la camilla y cuando ves nacer a esa personita tu mirada se ilumina. Tu vida inhala felicidad, amor y bienestar.

Decides que, de ahora en adelante, nada ni nadie será más importante que tu hijo; tu familia.

¡Lo diré yo! Recientemente he tomado decisiones radicales. Los proyectos, el trabajo, la casa y las actividades extra curriculares nos quitan tiempo. Un tiempo que podemos aprovechar para disfrutar con la familia.

En mi caso tomé decisiones simples que hacen una gran diferencia cuando estoy con mis dos hombres:
  • Dejar a un lado el celular, la computadora y la iPad.
  • Establecer horarios para desarrollar mis proyectos personales.
  • El trabajo también tiene su horario. Ni más ni menos. Ya lo dijo quien lo dijo: hay que trabajar para vivir no vivir para trabajar.
  • Compartir tiempo a solas con mi esposo.
  • Jugar diariamente con mi coco.
  • Disfrutar de las cosas simples.

Cuando hago todo lo anterior, mi vida vuelve a inhalar felicidad, amor y bienestar. Inténtalo y verás.

4 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias Mayda! Aprecio que saques unos minutos para leer mi blog!

      Eliminar
  2. Muy cierto. Hay que mantener un balance en nuestas vidas y no desenfocarse de lo que es realmente importante.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...